Buscador de ebooks....

Descarga Libros y Ebooks
Total de libros encontrados 40 para su búsqueda. Descargue los ebooks y Disfrute!!!
No importa la edad

No importa la edad

Autor: Corín Tellado ,

Tres hombres hay en su vida, tres. Arthur, su novio, nunca cumple sus promesas y falta a clase a menudo. Warren, íntimo amigo de su padre, le ha confesado su amor. Su padre, enfermo de jaquecas, le oculta la verdad contable de su tienda. Para ella el más importante es su padre. Tras una jaqueca de su padre, que le obliga a ausentarse de la tienda, ella descubre la verdadera situación financiera de la misma y el papel que juega Warren en todo esto.

Llama a tu marido

Llama a tu marido

Autor: Corín Tellado ,

Roy Ewart vive con su sobrina Mauri, una veinteañera rebelde casada con Bryan. Este último la abandona dejándola sola con la hija pequeña de ambos. La pequeña cae enferma, por lo que Mauri se ve obligada a informarle a Bryan de la situación y a volver a enfrentarse con los fantasmas de su pasado. ¿Qué sucederá? Inédito en ebook.

Estamos casados

Estamos casados

Autor: Corín Tellado ,

El doctor Burt, al visitar a la enferma Sra. Murphy, cae rendido ante su hija pequeña, Martha. Sus dos hermanas mayores, Susan y Mabel, la han cuidado desde que era pequeña, sobre todo después de la muerte de su padre y des de la poca salud de su madre. Años después de la muerte de su madre, Martha y Burt se casan pese a la oposición de sus hermanas. A partir de ese momento el nombre y fortuna del doctor Burt empiezan a crecer y, mientras tanto, Susan y Mabel, son testigos de las infidelidades de Burt con otras mujeres. Éstas presionaran a Martha a "hacer algo" ante ésta situación por lo que Martha echa a su marido de casa y ella misma desaparece. Burt va a vivir al hospital y se centra en su vida y en su profesión, sin excesos ni mujeres. Después de unos años, Martha regresa con sus dos hijos gemelos y casualmente uno de ellos resultara ser atendido por Burt. Es entonces cuando Martha le confiesa que son sus hijos.

No quiero ser desleal

No quiero ser desleal

Autor: Corín Tellado ,

La hermana de Mapi la recomendó a unos amigos para cuidar de Bea, la mujer de Mario, enferma. Mapi empezó a trabajar cuidando enfermos por las noches para ganar dinero. A ella no le gusta ser una mantenida. Así fue como los conoció. A pesar de vivir en la misma calle y de que su hermana fuese la mejor amiga de Bea, jamás se habían visto. El destino ha querido torcerse para que Mario y Mapi se conozcan... ¿querrá decir esto que deben dejarse llevar por los sentimientos que han aflorado en ambos?

Empezó sin querer

Empezó sin querer

Autor: Corín Tellado ,

Empezó sin querer: “—¿Cómo va nuestro enfermo? Cristina ya sabía a quién se refería. «Nuestro enfermo» era Cornel Kruger, el millonario que jamás discutía una factura. Ella bien sabía que Van Winters era hijo de millonarios, pero tampoco ignoraba que, pese al gran capital de su padre, un banquero importante de la ciudad y relacionado en Nueva York con las Bancas más importantes, Van Winters era médico de los ricos. Nunca atendía a los pobres. A decir verdad, pocos se presentaban en su clínica. Ya nadie ignoraba la ambición del famoso y joven doctor. Su clínica era un dechado de perfección. Los elementos clínicos más modernos los poseía él. Desde que se estableció en la ciudad, pocos médicos podían competir con él.”

El destino manda

El destino manda

Autor: Corín Tellado ,

El destino manda: "Mi querida Sibila: Ha transcurrido tanto tiempo desde que nos vimos por última vez, que quizá los días luminosos de tu vida feliz, las noches de luna en compañía del hombre que amas y las horas inconscientes que transcurren en el hogar tranquilo y dichoso te hayan hecho olvidar a la pobre enferma. Yo no te olvidé nunca. Me parece que aún te veo recostada sobre la blanca balaustrada de la terraza del balneario, con los ojos perdidos en aquel horizonte infinito y las manos caídas a lo largo del cuerpo. Parecías la imagen de la resignación y yo te envidiaba, porque dentro de mí no existía la conformidad que veía en tus ojos de miel. ¡Cuántas veces deseé aproximarme, saber lo que sentías y después derramar a tus pies toda mi confianza de enferma!"

No creo en tu cariño

No creo en tu cariño

Autor: Corín Tellado ,

El dinero hace dudar a toda la sociedad madrileña del amor de Mame y de Lucas. Lucas se enamoró de Mame en sus últimos días de vida, joven pero enfermo y, rico, muy rico. Mame le quiere, le adora, le hace sentirse mujer sin embargo, es veinte años más joven que él y sin dinero. Mame luchará para vivir sin importarle las habladurías y por llevar el negocio de su marido adelante contra la oposición de David, el socio minoritario.

Ella no tenía la culpa

Ella no tenía la culpa

Autor: Corín Tellado ,

Ella no tenía la culpa: “—¡Omar! — gritó el enfermo, temiendo que se llevaran a su hijo—. Omar..., soy inocente. Nunca fui responsable del delito por el cual me juzgaron. Ve a casa de Vittorio. Por favor, ve a verle. Él te dirá... Él conoce mi vida. Él fue mi abogado en aquella causa que sólo... tuvo encono. Viejo encono, Omar querido. Lanzó un grito. Un estertor, y después quedó rígido, con los ojos muy abiertos. Omar pasó los dedos por aquellos ojos desmesuradamente abiertos de su padre. Apretó su mano inerte y luego miró a su antiguo compañero de Facultad. —Ha muerto, Sam.”

Empecé sin querer

Empecé sin querer

Autor: Corín Tellado ,

Empecé sin querer: “—¿Qué tipo de hombre es ese señor Lay? — preguntó Bette de súbito. Megah se animó. —Dice Nelly que es un tipo serio. Está casado con la opulenta Janet Robinson... —Entonces ya sé quién es. Procede de Nueva York. —Algo así. —Dicen que es médico vocacional —Eso parece. Vive para su trabajo. Es humano con sus enfermos. Tiene dos tardes a la semana para visitar cierta barriada donde no cobra. —Sí, ya sé. Oí hablar de él. Parece ser que montó la clínica con el dinero de su opulenta esposa, pero ahora gana dinerales. No obstante, en fuentes bien informadas aseguran que se casó por amor y que ahora el matrimonio anda desunido.”

Regresa, Eric

Regresa, Eric

Autor: Corín Tellado ,

El capitán Eric Rogers regresa junto a su familia tras ser prisionero de guerra durante años. Al llegar se entera de que su hermano Simón ha muerto y encuentra a su madre enferma. Solo Audrey, la viuda de Simón, podrá solucionar las cosas y devolver la felicidad a la casa.

No vuelvo a ser tu mujer

No vuelvo a ser tu mujer

Autor: Corín Tellado ,

La vida de Romy dio un giro total en el momento que murió su padre. Quedó en la calle por la ambición de su sirvienta, que se quedó con el piso de su padre. Con el tiempo se dio cuenta de que estos cambios le enriquecieron espiritualmente, le gustaba su vida. Trabajaba durante el día y la noche. Un día, Álvaro Cuesta llamó a Romy para que cuidase de su padre enfermo. Fueron conociéndose poco a poco pero muy intensamente. Para ambos era la primera vez que sentían eso por otra persona. Tenían muchas cosas en común. A Romy una ilusión le ceñía el alma. Lo que Romy no sabía es que volvería a llorar, y mucho más que la última vez; no lloraba desde la muerte de su padre.

Lastimas con tu tortura

Lastimas con tu tortura

Autor: Corín Tellado ,

Lastimas con tu tortura: “—Estoy sin empleo fijo. Llegué a Dorset hace seis meses. Me dedico a inyectar a la gente que me llama, a velar moribundos por la noche, y no soy capaz de pillar un empleo fijo. Puede que éste me sirva. ¿Quieres explicarme quiénes son los Doyle? —Un maniático que perdió a su mujer hace seis o siete años. Un tipo cargado de millones y de manías. —¿Está enfermo? —No. Lo está su hijo de quince años. —¡Oh! —No hay quien aguante al padre ni al hijo. ¿Aún sigues aspirando a ese empleo? Hara Stark lo pensó un segundo. Terminó de fumar aquel cigarrillo y encendió otro nerviosamente.”

No debo quererte

No debo quererte

Autor: Corín Tellado ,

La enfermedad de Gustavo hace que Miguel regrese a casa después de quince años, durante los cuales ha hecho fortuna en Brasil. Todos esperan la llegada de Miguel. Gustavo se está muriendo y se van a quedar sin hombre que dirija la finca. Por ahora, Marta, la mujer de Gustavo, es quien gestiona las viñas durante la ausencia de Gustavo. Sin embargo, es joven y bella, necesitará de un hombre cuando Gustavo fallezca.

No permitas que te ofenda

No permitas que te ofenda

Autor: Corín Tellado ,

No permitas que te ofenda: "—Pensábamos casarnos. Yo... quedé embarazada. Un día él hizo un viaje, tuvo un accidente y murió... Los señores, al saber mi estado, me echaron de casa. Yo... trabajé como pude hasta el día crítico. Me llevaron a un hospital. Al conocer mi situación, los médicos decidieron quitarme a la niña. Yo... hui aquella misma noche, aprovechando un descuido de la enfermera. Cogí a mi hija y salí corriendo. Llegué a la estación y subí... —¿Y qué piensa hacer ahora? —No... No... lo sé. "Vaya problema", pensó Rita, alarmada. "¿Qué puedo hacer yo para librar a esta mujer del tremendo peligro que está corriendo y a la vez de conservarle a su hija?" —Oiga... Oiga... La mujer no se movía. La niña lloraba desgarradoramente. Rita extendió la mano. La mantuvo quieta en el aire, como si no se atreviera a tocar a la enferma. —Oiga... La mujer tenía la cabeza ladeada y los ojos cerrados. —Oiga... La tocó al fin. Un escalofrío la recorrió de pies a cabeza. —¡Cielos! — Exclamó poniéndose en pie—. ¡Cielos! Sacudió a la mujer. No se movía. —¡Dios de los cielos, está muerta!"

El padre de Nicole

El padre de Nicole

Autor: Corín Tellado ,

El padre de Nicole: “—Se trata de su hija —dijo Terry rescatando sus dedos. Paul sintió que lo hiciese. Le causaba un hondo placer sensual tener los dedos femeninos perdidos entre los suyos. Cada uno es como es. El era así, ¿qué cosa podía hacer por evitarlo? —¿Está enferma? —Oh, no. De salud está perfectamente. —Entonces no lo entiendo —dijo Paul un si es no es perplejo—. Tengo dada orden a la directora de que proporcione a Nicole cuanto ambicione. Siendo así... me extraña que me reclamen, ya que no sé qué cosa puede necesitar mi hija de mí. —¿No ha pensado que puede necesitarle a usted mismo?”

Pack Corín Tellado 6

Pack Corín Tellado 6

Autor: Corín Tellado ,

Pack de 4 libros que incluye: Estamos casados El doctor Burt, al visitar a la enferma Sra. Murphy, cae rendido ante su hija pequeña, Martha. Sus dos hermanas mayores, Susan y Mabel, la han cuidado desde que era pequeña, sobre todo después de la muerte de su padre y des de la poca salud de su madre. Años después de la muerte de su madre, Martha y Burt se casan pese a la oposición de sus hermanas. A partir de ese momento el nombre y fortuna del doctor Burt empiezan a crecer y, mientras tanto, Susan y Mabel, son testigos de las infidelidades de Burt con otras mujeres. Éstas presionaran a Martha a "hacer algo" ante ésta situación por lo que Martha echa a su marido de casa y ella misma desaparece. Burt va a vivir al hospital y se centra en su vida y en su profesión, sin excesos ni mujeres. Después de unos años, Martha regresa con sus dos hijos gemelos y casualmente uno de ellos resultara ser atendido por Burt. Es entonces cuando Martha le confiesa que son sus hijos. Se casa tu mujer “—¿Quién es el futuro marido de mi mujer? —preguntó Warren, sin inmutarse en apariencia. —Con exactitud no lo sé. Sé únicamente que es corredor de Bolsa, que está bien situado y...

Cuidado con el amor

Cuidado con el amor

Autor: Corín Tellado ,

Beatriz vive con su tía Engracia, que tiene planes para ella, una auténtica Miranda de la Cruz y Gil de Velasco. Pero los grandes apellidos no dan de comer, así que la decidida muchacha emprenderá una nueva aventura fuera de su pueblo natal. El destino le tiene preparada una sorpresa que nunca hubiera imaginado la tía Engracia, ni la propia Beatriz. Federico González es serio y trabajador, y no soporta los condicionamientos sociales. Una propiedad inmobiliaria les pondrá en contacto.

Aunque sea sin amor

Aunque sea sin amor

Autor: Corín Tellado ,

Mylene Sandrelli cumple condena por un delito de tráfico de drogas. Cuando por fin consigue salir de prisión, trata por todos los medios de reencontrarse con Milko, su hijo. No está segura de poder conseguir su cometido ella sola pero, por suerte, Eric Ferzetti se cruza en su camino para ser su ángel de la guarda. Inédito en ebook.

El padre de mis sobrinos

El padre de mis sobrinos

Autor: Corín Tellado ,

El padre de mis sobrinos: «“Álvaro, no sé si debo decírtelo... Además de sacerdote, eres mi hermano, y tengo miedo que enjuicies todo cuanto tengo que decirte. No sé cómo empezó esto, ni cuándo. Sé que pequé. Al menos con mi corazón, con la mente, con mis ansiedades reprimidas... sí. Te escribí alguna vez desde que estoy en casa de nuestro cuñado. Pero nunca te dije lo que me ocurría”»

En ti está mi futuro

En ti está mi futuro

Autor: Corín Tellado ,

En ti está mi futuro: “—Es decir, que ese Roger Chiles tendrá ahora treinta y algunos años. —Treinta y dos, llevaba dos de casado. —¿Con hijos? —Afortunadamente, no. La esposa es rica y le costó poco conseguir el divorcio dada su posición y los motivos aludidos. Tengo que añadir algo aún más desagradable, Maud, La policía anda a la caza de Roger. —¿Cómo? ¿Por qué? —Pues por eso, Por ser drogadicto, por encontrar la organización que ha de suministrarle el género... —Ya entiendo. —Y prefiero que la caza se la demos nosotros primero. Maud se impacientó. Su tío era un samaritano.”

Los celos de mi marido

Los celos de mi marido

Autor: Corín Tellado ,

El matrimonio de Sarah es un fracaso, pero ella no renuncia a este ya que le aporta comodidad y estabilidad económica. ¿Qué sucederá cuando un amor de su pasado vuelva a irrumpir en su vida para desordenarlo todo?

Déjame vivir

Déjame vivir

Autor: Corín Tellado ,

César Martínez es un médico vocacional que vive dedicado a sus pacientes en una consulta que atienden él y su enfermera Ana María, una mujer dispuesta y muy joven que observa cada día la crispación y el cansancio de su jefe por la incomprensión de Maruja, su mujer, una persona frívola y ambiciosa que tiene abandonado a su marido y a su hija, y que sólo vive para las fiestas en sociedad.

No quiero volver a verte

No quiero volver a verte

Autor: Corín Tellado ,

Muchos se atrevían a juzgar a Frank por no verle rodeado de mujeres. Pero él no podía olvidarla, no podía sacarla de su cabeza. Un día aparece un viejo amigo y vuelve a rememorar su relación con Agn. Más tarde, revisa la lista de nuevas enfermeras - es el director del hospital - y se da cuenta de que figura el nombre de "Ang Watkins". ¿Era ella? ¿Su... todavía amada Ang?

Aquel hombre y yo

Aquel hombre y yo

Autor: Corín Tellado ,

Paula, una chica morena, de azules ojos, lista, culta y educada, distinguida por naturaleza, vive con sus tres tías. Se siente sola entre ellas, y cree que lleva una vida demasiado monótona y carente de sentido. Sin querer, su bondad le conducirá hasta lo mejor que puede pasarle. Mientras, pasa la vida inmersa en los libros de la biblioteca de sus tías, que aunque anticuadas, tienen un auténtico tesoro entre los muros de su vetusta casa.

Debes conquistar a tu marido

Debes conquistar a tu marido

Autor: Corín Tellado ,

Debes conquistar a tu marido: “Claro que las cosas no están precisamente muy en armonía para tener bebés. Pasan cosas raras en mi matrimonio. Es como si algo se desarticulara. Y lo asombroso y sorprendente es que no tenemos la culpa ni Gary ni yo. Es como si algo se cambiara dentro de nuestros seres. ¿Del mío? Pues, no. Yo creo que del de Gary. ¿He desilusionado a mi marido?”

Más allá de la senda

Más allá de la senda

Autor: Corín Tellado ,

Una vida joven, pletórica y hermosa maltratada por el destino y el orgullo de una gran familia, se apaga. La muerte de Lidia genera en su hermano Clark una sed de venganza tan grande que toda su vida está destinada apagarla. En su intento por hundir a la familia Wright le llevará a conocer al amor de su vida.

Teatro del oprimido

Teatro del oprimido

Autor: Augusto Boal ,

Número de Páginas: 263

Augusto Boal desarrolló los principios contenidos en Teatro del Oprimido en la década de 1970 en Brasil, en el seno de una renovación cultural en torno a la práctica del arte escénico como una actividad dedicada a la mejora efectiva de la vida de los grupos sociales más desfavorecidos. Fue en esta obra donde Boal articuló el embrión de un método que permitía facilitar el reconocimiento de la naturaleza y origen de las opresiones más profundas para poderlas combatir. Su propuesta es subvertir radicalmente las convenciones que dominan el mundo de la representación, transformando al espectador en protagonista de la acción dramática para que pueda preparar acciones reales que le conduzcan a la propia liberación. Con espíritu brechtiano, de ahí partió la investigación de Augusto Boal que, a lo largo de los años, ha dado como resultado el Teatro Legislativo, el Teatro Invisible, el Teatro Imagen y el Teatro Forum y la práctica teatral en su vertiente terapéutica conocida como El arco iris del deseo. En la Estética del Oprimido, Boal lanza las bases de una Estética que corresponda a las necesidades de los oprimidos, sin copiar las Estéticas dominantes de los...

Amor y odio

Amor y odio

Autor: Corín Tellado ,

Amor y odio: “—Dori, lo siento. Mi resolución es firme. Me largo. —Oye, Sonia, oye, sé cuerda. Piensa que tus padres te mantienen aquí de buen grado, que estás estudiando, que te falta un año. Que sólo tienes veinte años y un amor más o menos... No, si yo me lo digo a mí misma todos los días. Doris, no te enamores. Y no me enamoro. Sonia ya lo sabía. Como sabía también que Dori era una estupenda amiga. Pero ella se iba y la dejaba y dejaba Nueva York y la carrera y todo. Para Dori aquello podría haber sido un amor intrascendente, pero para ella había sido trascendental.”

El padre de Desi

El padre de Desi

Autor: Corín Tellado ,

El padre de Desi: “Noto también que Desi no tiene el amor de su padre, y que la niña, a sus seis años, sufre en silencio el despego de su padre. A veces se pasan semanas sin que le veamos, y si Desi, al verlo llegar, corre hacia él, míster Milman la mira, la besa en la frente, dice escuetamente: “Hola, Desi”, y sigue su camino hacia su despacho, hacia sus habitaciones, hacia la biblioteca. Viaja mucho. A veces se pasan dos o tres semanas sin verle.”

Olvida mi venganza

Olvida mi venganza

Autor: Corín Tellado ,

Lo odiaba. Si en algún momento llegó a amarle, odiaba aquel amor. No podía querer a un hombre que hizo aquello con Britt. Ojo por ojo...

Mag se casó

Mag se casó

Autor: Corín Tellado ,

Mag se casó: “—Hace siete meses que no sé de ella, Dick. Pamela la conocía..., tiene que saber. Además, tú le has preguntado —sin soltar la carta se dejó caer en el borde del lecho. Miró de nuevo a su amigo, esta vez con desaliento—. Ya sabrás, Dick, que soy hombre preparado para todo —alzó la carta hasta sus ojos—. ¿Qué dice aquí? —Bing... —Cuando me despedí de ella, me juró fidelidad. Sabía que yo estaría en Nueva York, interno en este hospital, tres años. No son muchos para una muchacha de dieciséis. —Dame la carta, Bing. —¿Qué..., qué dice de ella? —Mag se ha casado, Bing.”

Aquella extraña boda

Aquella extraña boda

Autor: Corín Tellado ,

Aquella extraña boda: "Vestía un pantalón corto rojo y un jersey negro. Era gentil, esbelta, de pantorrilla y pierna perfecta. Tenía el pelo rubio y los ojos verdes, de un verde intenso, con tonalidades de un azulado oscuro. Aquellos ojos, entre melancólicos y altivos, ocultaban, bajo su fulgor, una ardiente mirada que expresaba el gran temperamento, casi siempre sojuzgado, de Claris Noriega. Su boca grande, de labios sensuales que, al cerrarse, parecían conocer el placer del beso amoroso. Su nariz era recta, de aletas palpitantes, lo que también contribuía a demostrar que nos hallábamos ante una joven de apasionado temperamento, de una fina y susceptible sensibilidad."

¿Por qué te casaste conmigo?

¿Por qué te casaste conmigo?

Autor: Corín Tellado ,

¿Por qué te casaste conmigo?: “—Doctor... —No quiero oírte, Clint. Tienes un bello porvenir por delante. Vosotros dos sois mis hombres de confianza. Siempre pensé que el equipo es cosa importante en estos trabajos. Un día vosotros, uno por cada lado, formaréis un equipo como el mío. Tú, Clint, puesto que has vivido siempre sacrificado, sabes mejor que nadie lo que cuesta triunfar, y sabrás asimismo aprovechar el triunfo de una forma eficiente y lógica. Un día llegarás lejos. Y yo no quiero ser cómplice de tu amargura. —Óigame... —No. Tu bondad te lleva demasiado lejos. No eres responsable de cuanto le ocurre a esa joven. —Pero puedo remediar su tragedia.”

Juegas con los sentimientos

Juegas con los sentimientos

Autor: Corín Tellado ,

Juega con los sentimientos: “Era una linda muchacha. Delgada, esbeltísima. Aún con aquella bata que no era flamante precisamente, y aquel pijama que fue lavado más de dos docenas de veces, resultaba Anouk una muchacha preciosa. Incluso parecía que aquel atuendo íntimo, en su cuerpo cobraba alegría. El cabello rubio. Un rubio cenizo. Algo original, los ojos azulísimos y aquel aire maduro, algo melancólico, coronaban una obra verdaderamente interesante. —Era... Frank. La voz de Mauves tenía una vibración rara. ¡Cinco años así! Al principio, no. Ella no sabía nada pero después... Era fácil conocerse en Perth. Tarde o temprano, todos terminaban conociéndose. Claro que ella conoció a Frank de momento. Cuando le dijeron su apellido, “Lower”, ni cuenta se dio. ¡Habría tantos Lower en Escocia! Después fue más fácil.”

No se lo digas a ella

No se lo digas a ella

Autor: Corín Tellado ,

Ernest Nesbitt es joven, audaz, enormemente atractivo y posee un inigualable historial de seductor. Aunque malgastó la herencia familiar, no hay mujer que se le resista ni negocio del que no salga triunfante. Pero ha encontrado la forma de no trabajar más. Cuando llega a Hastings para visitar a su amigo Frank, un honrado médico y padre de familia, le comunica sin rubor su plan: buscar una muchacha rica y casarse. Ernest no puede dar crédito de su suerte cuando su amigo le presenta a una de sus pacientes, Maud Brooks, quien parece estar hecha a la medida de su ambición. Es alegre, apasionada, heredera de una gran fortuna y está condenada a morir por una incurable enfermedad del corazón. Sin embargo, el deshumanizado Ernest no ha calculado los cambios que el suyo propio va a experimentar.

Te atreviste por mi

Te atreviste por mi

Autor: Corín Tellado ,

Te atreviste por mi: “Klaus no fue nada favorecido por la naturaleza. Su padre, con no ser nada del otro mundo, fue siempre más arrogante que él. Menos elegante quizá, pero indiscutiblemente más arrogante. Lo único que Klaus tenía, a juicio de Richard Bronson, era aquella distinción, aquel carácter personalísimo. Aquella voz suya que jamás se alzaba y aquellas manos tan expresivas, que tocaban el piano hasta extasiar a los demás. Y tenía personalidad. Eso sí. Una auténtica personalidad de gentleman...”

En ti me refugio

En ti me refugio

Autor: Corín Tellado ,

En ti me refugio: “Supo en seguida que Susan se abría camino de aquel modo. Comerciando con los cuerpos de los demás. Con el amor y el erotismo, empleando para ello el piso de su madre... que su padre le vendió antes de morir. No es que ella pudiera decir que Susan fue una perversa madrastra. Pero fue un ser diferente que jamás intentó ganarse su estimación o cariño y que, a la muerte de su padre, siguió en la misma tónica. Pero más acentuado su deseo de que pasara a formar parte de su sucio negocio. Por eso estaba allí.”

Boda clandestina

Boda clandestina

Autor: Corín Tellado ,

Ketty Iwahinosky es una joven de veinte años que vive una situación muy complicada: es huérfana y debe hacerse cargo de sus dos hermanos pequeños y de la empresa familiar, unos importantes astilleros. El testamento que dejó su padre le impide casarse antes de los veinticinco años y su madrastra vigila todos sus movimientos. Cuando conoce a Roberto, un ingeniero completamente desengañado del amor que no quiere ni oír hablar de las mujeres, una oleada de sentimientos se apodera de ella.

Una mujer fea

Una mujer fea

Autor: Corín Tellado ,

A Alfredo Aranjo le gustaba andar por el pueblo sin ningún rumbo fijo hasta que finalmente se quedaba descansando bajo la sombra de cualquier árbol. Un día, se topó con Flor Settier, que pertenecía a una opulenta familia del pueblo. En un primer momento, a Alfredo le pareció una mujer poco atractiva, pero había algo en ella que le atraía.

Atrevida apuesta

Atrevida apuesta

Autor: Corín Tellado ,

Rosa María y Margarita son dos amigas que estudian en un internado internacional. A la muerte de su tío, Rosa María se convierte en la pupila de los duques de Castro Mina, padres de su amiga, con quienes pasará a vivir a partir desde ese momento. En su casa conoce a Juan Carlos, conde de Peralta y hermano de Margarita. La relación entre los dos se torna difícil desde el principio y, valiéndose de una argucia innoble, el conde, en una apuesta con sus amigos, termina con el noviazgo de Rosa María y el aristócrata Luis Minareli. Esto provoca la reacción de la joven con un desenlace inesperado.



X
CERRAR